Petra Karin Kelly


Nace un 19 de noviembre de 1947, en la localidad alemana de Günzburg. A los 13 años se traslada con su familia a Columbus (Georgia, Estados Unidos). Durante su etapa universitaria, como estudiante de ciencias políticas, participa en los movimientos ecopacifistas, ecofeministas y pro derechos civiles. Su participación activa la lleva a formar parte del equipo electoral de Robert Kennedy.

En 1971 regresa a Europa, concretamente a Ámsterdam (Holanda) donde pasa a cursar una maestría. Poco tiempo después, retorna a su país natal, Alemania, donde organiza una campaña contra la instalación de misiles, para la cual juntó más de 5 millones de firmas. Emprendió, conjuntamente con el filósofo Bertrand Rusell, una batalla por una Europa libre de armas nucleares.

En 1980 se convirtió en la primera mujer al frente de un partido político y representó a Los Verdes en el Parlamento. Después entró al Parlamento Europeo, como la voz de los ecologistas.

En el año 1979, con solo 32 años, y tras una fugaz estancia en el Partido socialdemócrata (SPD), que abandona decepcionada, participa activa y decisivamente en la fundación del partido político Los Verdes (Die Grünen), donde pasará a convertirse en una de sus principales teóricas y motor de las iniciativas más importantes que este partido desarrolló durante su período.

En 1980 se convirtió en la primera mujer al frente de un partido político, en representación de Los Verdes en el Parlamento. Posteriormente también representó el ecologismo en el Parlamento Europeo. Kelly hizo uso de su condición de representante política para exponer y debatir en el Parlamento la necesidad de establecer procesos de desarme y neutralidad.

A partir de esa fecha compagina su actividad parlamentaria con su dedicación a numerosas iniciativas sociales y humanitarias.

Algunas de sus acciones más destacadas corresponden a la década de los ochenta. Al inicio de esta articuló un tribunal de guerra, en Nürenberg, donde sentó en el banquillo de los acusados a EEUU, URSS, Inglaterra, China y Francia por la producción masiva de armas. En el año 1983, en Berlín y Moscú, organizó numerosas protestas antinucleares y manifestaciones por los derechos humanos, igualmente ese año participó en varios mítines y bloqueos en las bases militares norteamericanas. Su preocupación por hallar una solución no violenta al conflicto OTAN – Pacto de Varsovia la lleva, en junio de 1984, a organizar un congreso para buscar una salida dialogada. Conjuntamente con otros miembros de su partido, en 1985, ocupan durante 2 días la embajada alemana en Pretoria (Sudáfrica) para protestar contra la cooperación económica y política alemana con Sudáfrica, durante el Apartheid. Todas estas acciones, excepto la organización del congreso, supusieron para Nelly arrestos en la cárcel.

En 1982 recibió en Suecia, el premio “Right Livelihood Award” conocido como el Premio Nobel Alternativo por forjar y poner en práctica una nueva visión uniendo los intereses ecológicos con el desarme, la justicia social y los derechos humanos.

Petra Nelly conoció a su compañero sentimental el general Gerd Bastian, durante su campaña contra los misiles norteamericanos Pershing II. El general Bastian que era un alto mando del ejército alemán abandonó su carrera militar para incorporarse a la militancia ecopacifista mediante su anexión a Los Verdes. Conjuntamente prepararon unas Jornadas por el Tibet y por los derechos humanos en China.

En Irlanda luchó contra el establecimiento de las centrales nucleares y las armas atómicas, para ello organizó numerosas reuniones de alto nivel. Y Consiguió que el Gobierno Alemán cursase una disculpa oficial por el bombardeo de Guernica.